¿Es la nueva ley de delitos informáticos una ley mordaza? NO

Les escribo acerca de la supuesta limitación o amenaza que sufrirían los medios de comunicación en razón de la aprobación de la nueva ley de delitos informáticos, concretamente por la redacción del “nuevo” numeral 288 del Código Penal.

Concretamente, ninguno de los temores de los periodistas es fundado ni tiene asidero alguno en la realidad. Basta con ver el actual artículo 288 (aprobado en el Código Penal No.4573 de 02 de mayo de 1970) para ver que tiene exactamente la misma redacción que el aprobado recientemente, con los mismos términos que causan tales preocupaciones y malos entendidos.

“Espionaje.

ARTÍCULO 288.-Será reprimido con prisión de uno a seis años, el que procurare u obtuviere indebidamente informaciones secretas políticas o de seguridad concernientes a los medios de defensa o a las relaciones exteriores de la Nación.

 

(Así modificada la numeración de este artículo por el numeral 185, inciso a), de la ley No.7732 de 17 de diciembre de 1997, que lo traspasó del 286 al 288)”

Dicho texto, con sus elementos normativos, tiene, pues, 42 años de aprobado con esa redacción, según es fácil comprobar en el hipervínculo del Sistema Nacional de Legislación Vigente o el algún texto del Código Penal de 1970 a la fecha, o bien, con algún profesional en Derecho de su confianza (no los entrevistados, obviamente). La única modificación ha sido su cambio de numeración que lo traspasó del artículo 286 al 288 actual, según se indica en la nota del Sinalevi. No es una copia de ninguna ley extranjera, como también han expresado en Radio Reloj, quisiera saber con base en qué.

El artículo nuevo añade otros términos finales como “que afecte la lucha contra el narcotráfico o el crimen organizado”, y luego, el párrafo segundo, que incrementa las penas cuando las acciones se realicen mediante técnicas informáticas o telemáticas, que es el verdadero sentido de la norma, es decir, proteger la información que obre en soportes magnéticos u ópticos.

Espionaje. 

ARTÍCULO 288.-

 

Será reprimido con prisión de cuatro a ocho años al que procure u obtenga indebidamente informaciones secretas políticas o de los cuerpos de policía nacionales o de seguridad concernientes a los medios de defensa o a las relaciones exteriores de la nación, o afecte la lucha contra el narcotráfico o el crimen organizado.

 

La pena será de cinco a diez años de prisión cuando la conducta se realice mediante manipulación informática, programas informáticos maliciosos o por el uso de tecnologías de la información y la comunicación.”

No es cierto, por lo tanto, que esos términos hayan sido creados en este proyecto de ley mediante alguna moción legislativa, como se dice en La Nación de hoy, sino que simplemente se le añadieron los términos indicados. Lo que me parece increíble es que los juristas que aparecen allí dando declaraciones, expertos en Derecho Penal, no se hayan molestado por ver el tipo penal actual y compararla con la nueva redacción, antes de expresar frases como que se impone “una valla al trabajo de la prensa y un fuero especial de protección para quienes se dedican a la actividad política” o que “la redaccion es confusa”. Si en verdad es así, es una “confusión” o “valla” que tiene más de cuatro décadas de existir.

Ruégole hacer eco de este mensaje explicativo de manera que se aclare ante la opinión pública y ante los demás periodistas preocupados por estas malas informaciones que la ley de delitos informáticos no está inventando nada ni contiene elemento alguno que sea “peligroso” o “riesgoso” para la libertad de prensa o la libertad de expresión de este país.

Esperando haber aclarado tan extraño temor que (innecesariamente) tanto ha calado en el gremio periodístico, me suscribo atento, y quedo a sus órdenes para cualquier otra duda posterior.

Prof. Francisco Salas Ruiz

3 Comments

  1. Alonso Salazar
    12 julio, 2012 #

    Yo soy abogado, especialista en derecho penal, profesor universitario en la Unisersidad de Costa Rica y mas aun, uno de mis postgrados es precisamente en delitos informáticos. Les comento esto, no por presumir, sino para evitar cualquier argumento ad hominen.

    Una vez dicho esto, en síntesis y sin rodeos les digo que esta ley es una ocurrencia peor que la ley de tránsito, que va a resultar inaplicable y que no es mas que un adefesio jurídico.

    No he escuchado aun a nadie decir o escribir algo coherente, los tipos penales son abiertos, polisemicos, asistemáticos, en varios casos inexplicables y en otros, no tienen nada de relación con delincuencia informática.

    Si alguien tiene alguna duda, nada mas organice una discusión sobre el tema, me invitan y con mucho gusto discutimos sobre el tema.

    AS

    PD. Carezco de acento ortográfico en el teléfono. Por eso se echan de menos en las palabras que no corrige automáticamente. Se que sabrán disculparlo.

  2. Johnny Castro
    12 julio, 2012 #

    Si lo es.

    Como periodista de casi 15 años de ejercicio en diversos medios electrónicos y escritos, además de asesor de comunicación en agencias de RP y empresas, difiero de su interpretación, pero primero me gustaría saber cuál es su profesión u oficio, es decir, a que se dedica? Firma ud como Profesor… en que especialidad Sr. Salas?
    La adición de los simples términos adicionados, como ud llama, son precisamente los medios en los que la información viaja ahora, es decir, de forma electrónica, llamese, datos, voz o video. O cree ud que toda esta información se elabora, tramita y aprueba en “duro” (papel). Las leyes y decretos se firman y aprueban en forma electrónica a través de la informa digital, desde esta administración. Ni que decir de las actas de juntas directivas, memos y demás disposiciones.
    Prueba de ello es que la mayoría de casos de aparentes irregularidades en la función pública durante la presente administración ha salido a la luz por medios electrónicos.
    Entonces? cómo no llamar ley mordaza a esta pequeña adición de palabras -cómo lo califica ud- a un artículo ya existente en el Código Penal…?
    Segundo, el pequeño hecho de modificar las penas, al pasarlas de 3 a 6 años de prisión al que incurriera en el delito de espionaje, a de 4 a 8 años, lo que hace es eliminar la eventual ejecución condicional de la pena, ya que la misma aplica a delitos de hasta un máximo de tres años.. Entonces simple, irá a la cárcel de todas formas…
    Esto por hacer un rápido análisis de lo que YO interpreto causaría esta pequeña adición de palabras al artículo 288 del CP…

  3. Raven Grooscors
    12 julio, 2012 #

    Entonces ustedes apoyan que se empuje un sistema que es fracasado , haciendo una ley ambigua que compromete que el cuidadano cumpla con lo establecido en el Art 11 de la Constitucion. Perdonen pero a la luz del cuestionamiento que se le esta haciendo a la “lucha del narcotrafico” que no ha servido mas que instaurar un sistema que ha ocasionado incremento en el consumo, incremento de la presencia del crimen organizado y incremento de violencia en la region. Con la So excusa de “proteger” supuestos estados ustedes estan contribuyendo a la proteccion de la corrupcion. Segundo desde un aspecto de la informatica la ley es un chiste no cubre las bases esenciales y lo se porque yo soy victima de la delincuencia informatica .

Deja un comentario